Comisión de Igualdad amplía reconocimiento y protección de niñez y adolescencia en Sinaloa

La Comisión de Igualdad de Género y Familia del Congreso del Estado de Sinaloa aprobó dictamen que amplía el reconocimiento y protección de los derechos de las niñas, niños y adolescentes, contenidos en la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Sinaloa, y en el Código Familiar del Estado de Sinaloa.

Garantizando con ello el pleno ejercicio, respeto, protección, promoción y defensa de los derechos humanos de la niñez y la adolescencia, conforme a su edad, desarrollo evolutivo, cognoscitivo y madurez, teniendo en cuenta los derechos y obligaciones de los padres o quienes ejerzan la patria potestad, tutela, guarda o custodia,

El dictamen fue aprobado por las diputadas Almendra Ernestina Negrete Sánchez, María del Rosario Osuna Gutiérrez, Concepción Zazueta Castro, Rita Fierro Reyes y Juana Minerva Vázquez González, presidenta, secretaria y vocales, respectivamente, de esta Comisión.

Las propuestas planteadas en las iniciativas son coincidentes en su objeto al proponer un proyecto de decreto para modificar la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes así como el Código Familiar, ambos del Estado de Sinaloa.

Lo anterior con la finalidad de contar con un marco jurídico que establezca políticas públicas y procedimientos jurisdiccionales que garanticen en todo momento el interés superior de la niñez y la adolescencia como derecho sustantivo, principio jurídico interpretativo y norma de procedimiento.

Cabe mencionar que uno de los principales aspectos del proyecto de decreto es armonizar la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Sinaloa con la Ley General de la materia.

De esta manera se reconoce que niñas, niños y adolescentes no sólo son titulares de derechos, sino que además, cuentan con capacidad de goce de los mismos.

El dictamen establece como principio rector de la Ley, el derecho al adecuado desarrollo evolutivo de la personalidad, incorpora el derecho a la paz y la adopción como prioritaria.

También previene la vulneración de los derechos de la niñez y adolescencia en Sinaloa, al fortalecer la regulación que prohíbe el castigo corporal y humillante, como método correctivo o disciplinario, estableciendo su prohibición expresa, fomentando la crianza positiva que se verá reflejada en la formación de las niñas, niños y adolescentes.

Esta reforma otorga el goce del derecho a la educación a todas las niñas, niños y adolescentes, en espacios óptimos, implementando estrategias necesarias para erradicar el acoso y la violencia escolar, así como lograr estilos de vida sustentables.

0 Comments

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: